Copacabana Palace de Ulises Conti

Los poemas de "Copacabana Palace" de Ulises Conti son micronovelas habitadas por mujeres, gángsters, autos deportivos, robots esperando el fin del mundo, monstruos con corazón de oro y carteles de neón resplandecientes en medio de la noche…
Escritos por alguien que pareciera estar prófugo, un narrador que escapa de su vida en busca de algo indescifrable, siempre acompañado de momentos inquietantes y personajes enigmáticos sumergidos en un clima de profunda fascinación.

En este libro las cosas y los seres siempre se están borrando o yéndose. Porque la fuga es lo que sigue al abandono –parece decirnos Conti– refugiado en un cuarto de hotel, esperando la noche para poder salir a registrar sus historias, con un tono entre tierno y despiadado. Ayer pensé que el miedo es un nuevo fanatismo frente a la imposibilidad de amar y hoy lo sigo pensando y lo reafirmo mientras leo estos poemas.






Una máquina de humo

Soy una máquina de humo
un aparato que genera vapor denso niebla artificial mi sangre es agua mezclada con glicerina antes me prendían con kerosene era desagradable ahora me inyectan un fluido que me excita y veo las estrellas vivo en un depósito
con muchas otras máquinas me contratan los fines de semana viajo en un camión al lado de un chofer pelado que usa un enterito azul a veces huele raro me ata con el cinturón de seguridad fuma y deja su atado de cigarrillos encima mío donde tengo una inscripción que dice smoke machine pienso él también es una smoke machine los humanos son extraños los humanos son muy tontos me gusta cuando abre la ventanilla siento el viento de la ruta y mis ideas se evaporan rápidamente como el humo que disparo
conozco todas las fiestas conozco todos los salones soy una vieja máquina de humo trabajo en películas trabajo en televisión también voy a conciertos casamientos y cumpleaños una vez por año voy con los bomberos a los simulacros de incendios que hace la municipalidad me gusta observar a la gente sus peinados sus vestimentas
su manera de bailar escucho conversaciones increíbles cada tanto alguien me mira como si supiera que estoy viva hace mucho tuve un novio
nos conocimos en una discoteca era un hombre alto con bigotes fue amor a primera vista una noche se acostó en la pista de baile y me empezó a besar salimos muchos años pero es rara la vida en pareja es extraño salir con un hombre cuando alguien se acerca y me toca si me gusta guiño un ojo hago un mínimo movimiento y disparo un poco de humo grito psss psss psss que en mi idioma significa ya es hora de volver a casa.

Editado por Mansalva (enero 2019)



Ulises Conti. Nació en Buenos Aires en 1975. Es uno de los compositores, productores y artistas sonoros argentinos más prolíficos de su generación. Su música no descansa en ningún genero. Tiene una extensa lista de colaboraciones en el campo interdisciplinario, tanto en el las artes plásticas y el cine, como en las artes escénicas. En 2008 fue parte de la residencia artística Performing Americas´s Project. En 2009, 2010, 2013 y 2015 fue invitado a trabajar en Kammerspiele Munich, HAU Berlin y Theater Bremen, respectivamente. Se ha presentado en América, Asia y Europa con diferentes proyectos, en los museos, galerías y festivales más prestigiosos de la actualidad. Entre sus trabajos se destacan: Los animales perdidos (2008) un audio tour donde el espectador hace un recorrido nocturno en busca de un auto desconocido, Pequeños conciertos para un espectador (2011) un músico – un espectador, la conferencia El piano invisible (2013) y Caminar y escuchar (2015), una caminata grupal y silenciosa alrededor de diferentes ciudades. La editorial Mansalva publicó su primer libro En Auckland ya es mañana (2011) y La cinta transportadora (2015) una selección de proyectos personales y en colaboración. Además cuenta con más de diez discos publicados. El sello discográfico japonés Flau Records publicó su alfabeto sonoro: Los Griegos creían que las estrellas eran pequeños agujeros por donde los dioses escuchaban a los hombres (2014) y Atlas 2003 – 2013 (2013) una antología con lo mejor de su discografía, presentándose en diferentes ciudades de Japón, brindando workshops, charlas y conciertos en una gira itineraria. En CIA (Centro de investigaciones artísticas) dicta el seminario Políticas del sonido, orientado al análisis y la investigación de la extraña y fascinante relación del sonido y el arte a partir del siglo XX. Desde hace más de diez años dirige el sello discográfico Metamúsica, donde además de publicar sus propios trabajos, también produce el de otros compositores.

por <oculto> , 20 de Enero de 2019
compartir