Contemporaneidad, Modernidad, Retromodernidad

Latinoamérica: volver al futuro. Artistas varios en MACBA - Museo de Arte Contemporáneo de Buenos Aires desde el viernes 6 de abril de 2018 hasta el domingo 3 de marzo de 2019.

La muestra recorre una topografía de conexiones insospechadas entre los proyectos modernizadores regionales y las prácticas artísticas contemporáneas. Desde las obras concretas de la década de 1950 hasta las relecturas de aquel legado en el presente, la muestra articula un vasto umbral geográfico y temporal en el que emergen un conjunto de supervivencias y retornos que hacen estallar cualquier concepción lineal del transcurrir temporal.

En los cuatro niveles del museo se podrá recorrer una selección de más de setenta artistas provenientes de la colección, incluyendo las nuevas adquisiciones, así como también invitaciones realizadas para la ocasión. La expografía recuerda los modos de exhibir desarrollados durante el modernismo, momento en el que la institución museística fue objeto de fuertes reconfiguraciones.

El itinerario de obras propuesto aborda problemáticas como la refundación de los lenguajes de la visualidad, la reconfiguración de los entornos urbanos, las nuevas concepciones del tiempo y el
espacio o la generación de imágenes como emblemas de proyectos utópicos de transformación de
la cotidianeidad.

Curador: Federico Baeza






Las unidades mínimas de la visualidad
Entre las décadas de 1940 y 1960 los proyectos modernistas latinoamericanos encontraron una región libre de los traumas de la guerra que asolaron al viejo continente. La herencia concretista parecía encontrar su tierra prometida: un lugar en el que instaurar nuevos lenguajes, artes y ciencias. Para concretar esta misión utópica era necesario recrear todas las unidades mínimas de los discursos que dan sentido a la experiencia diaria. En este contexto repensar las gramáticas de una visualidad acorde a este gesto refundacional fue clave: la línea, el punto, el plano, el color, el gradiente, la superficie, el contorno se presentaron como los antiguos sintagmas que formarían las lenguas autónomas y puras del futuro.

La imagen como emblema
Otro de los vectores que animó al modernismo fue la necesidad de generar imágenes-emblemas que posibilitaran la reunión de nuevas comunidades utópicas. La capacidad de la imagen, pero también del sonido, de las escrituras, de los movimientos del cuerpo, en definitiva de la esfera estética en general, fue considerada como un agente central para re-ligar el arte y la vida. Erigir, así como derribar, estos estandartes fue un proceso constante que dio como resultado un sinnúmero de imágenes autorreflexivas de distintos grupos, instituciones y colectividades. Hoy, cuando la atomización del cuerpo social se ha radicalizado, algunos de estos emblemas todavía representan otras formas de vida más allá de la norma.

Futuros utópicos y distópicos
Los proyectos modernistas imaginaron la reconfiguración integral de los modos de producción, las ciudades, los Estados, hasta el espacio exterior, es decir, todos los escenarios imaginarios y materiales. Este movimiento pronto encontró una divisa capaz de enlazar la indagación artística y el progreso material: el vínculo entre experimentación y desarrollo. Pero al final de la década de 1960 y comienzos de la de 1970 aquel optimismo modernizador halló su límite. Las tensiones de la guerra fría, el endurecimiento de la represión estatal y la radicalización política hicieron colapsar los consensos que sustentaban aquel proyecto. ¿De qué modo enfrentar las fantasmagorías del modernismo diseminadas en entornos ahora ruinosos?

Retromodernidades
La contemporaneidad se ha caracterizado por una experiencia del tiempo espacializada, un presente perpetuo poblado de caleidoscópicos fragmentos que ya no se encuentran animados por un vector teleológico del futuro. Acaso nuestra única percepción en común del porvenir sea la visión de la catástrofe ecológica, económica y cultural que muestra la ciencia ficción. En este contexto nuevas producciones indagan en aquellas herencias modernas. Parecen preguntarse: ¿cómo repensar aquellas exploraciones sobre la visualidad cuando la noción de novedad se ha desactivado? ¿Qué estrategias implementar para hacer inteligible un tiempo proliferante y caótico como el que marca nuestro horizonte presente?








Inauguración Viernes 6 de Abril de 2018 a las 12 hs en MACBA (Av. San Juan 328 - CABA) @MuseoMACBA





Participan:
Ascânio MMM, Sergio Avello, Amadeo Azar, María Luz Bedoya, Carla Bertone, Lina Bo Bardi, Gabriela Böer, Martha Boto, Juan Sebastián Bruno, Valeria Calvo, Los Carpinteros, Ulises Carrión, Emilio Chapela, Lothar Charoux, Marta Chilindrón, Marcelo Cidade, Marcos Coelho Benjamin, Carlos Cruz Diez, João José Da Silva Costa, Mariano Dal Verme, José Dávila, Sergio De Camargo, Marcolina Di Pierro, Verónica Di Toro, Lucio Dorr, Manuel Espinosa, Andrea Galvani, Silvia Gurfein, Graciela Hasper, Carlos Huffman, Enio Iommi, Daniel Joglar, Bárbara Kaplan, Gyula Kosice, Marlena Kudlicka, Guillermo Kuitca, Silvina Lacarra, Estefanía Landesman, Federico Lanzi, Arthur Lescher, Lux Linder, Raúl Lozza, Macaparana, Marco Maggi, María Martorell, Nicolás Mastracchio, Miguel Mitlag, Iván Navarro, Marie Orensanz, Damián Ortega, Gilda Picabea, Rogelio Polesello, Martina Quesada, Inés Raitieri, Tomás Saraceno, Mariela Scafati, Pablo Siquier, Juan Sorrentino, Jesús Rafael Soto, Analía Segal, Julián Terán, Ana Tiscornia, Osías Yanov.


Federico Baeza es investigador y curador especializado en arte contemporáneo. Se doctoró en Historia y Teoría de las Artes por la Universidad de Buenos Aires. Obtuvo el primer premio en el Programa Jóvenes Curadores arteBA 2014 y en el Concurso Curadores 10° Aniversario MACRO 2014. Algunas de sus curadurías recientes son Oasis (arteBA, Sección Dixit, Buenos Aires 2016), Hacer con lo hecho (MAMM, Cuenca, 2015), Soberanía del uso (Fundación OSDE, Buenos Aires, 2014) y Construcción de un museo (MACRO, Rosario, 2014). Actualmente es director de Extensión Universitaria en Crítica de Artes de la Universidad Nacional de las Artes. Entre sus publicaciones se destaca Proximidad y Distancia. Arte y vida cotidiana en la escena argentina del 2000 (Biblos, 2017), escribe artículos sobre arte contemporáneo en libros, revistas especializadas y catálogos.


compartir