Maxi Ocampo Salinas y Benjamin Felicce en Piedras

Autor de la reseñaramona , 11 de Agosto de 2016
MuestraMaxi Ocampo Salinas y Benjamin Felicce
EspacioPiedras Espacio
Artista(s)Maximiliano Ocampo | Benjamin Felicce
Técnica(s)Otras
Inauguración06-08-2016 19:00
Cierre06-09-2016 19:00

Maxi Ocampo Salinas
La gran amnesia del poema

La gran amnesia del poema* propone reflexionar sobre la acumulación de arte en la historia del arte. Desde ese lugar, la obra se hace cuerpo a través del material impreso de enciclopedias, libros y catálogos, especialmente los que refieren al acervo de los museos más importantes.



La acumulación cientos de miles de obras de arte dentro de un selecto grupo de museos europeos es un verdadero monopolio de poder, que controla y restringe el derecho al conocimiento físico e intelectual que proporcionan dichas obras, expropiadas y volcadas de raíz a un sistema que las manipula a gusto para mantener su propio status.

El contenido de una caja de fósforos es utilizado para crear una minuciosa relación poética y de escala con cada una de las imágenes extraídas de las mismas enciclopedias, que funcionan a su vez de base, y que organizadas a través de pilas verticales de libros, catálogos y enciclopedias de la historia del arte, componen un volumen vertical, que nace directamente desde el suelo y que sobre la cima de las “torres”, se hallan apoyadas las hojas que extraídas e intervenidas con aquellos objetos, señalen un nuevo punto en la imagen, como el ojo de un faro dentro de un mar turbulento.

Los dibujos geométricos sobre las imágenes impresas de los libros de enciclopedias de la historia del arte, seducen y se emparentan con los antiguos geoglifos del desierto de Nazca. Líneas que fueron trazadas por la cultura nazca y están compuestas por varios cientos de figuras que abarcan desde diseños simples a complejas figuras zoomorfas, fitomorfas y geométricas, que aparecen trazadas sobre la superficie terrestre.



La amnesia (del griego ἀμνησία amnesia, olvido) es un trastorno del funcionamiento de la memoria, durante el cual el individuo es incapaz de conservar o recuperar información almacenada con anterioridad. En el poema titulado “Cada palabra hace olvidar a la anterior”, del poeta Roberto Juarroz, surge esta idea, y con ella intuyo que la acumulación de imágenes en el mundo del arte irremediablemente conlleva a su vez un cierto grado de desprendimiento, involuntario y necesario, que ayuda a la pronta construcción de una nueva especie que con el paso del tiempo intenta adaptarse a su propio medio.

"La gran amnesia del poema" es un fragmento extraído del poema Cada palabra hace olvidar a la anterior, de la antología titulada Poesía Vertical del poeta Roberto Juarroz.

Maximiliano Ocampo Salinas, invierno 2016


Benjamin Felicce
Doodles

Ningún lugar
es tan lejos

F dice que en la búsqueda de las cosas encuentra otras. Prefiere detenerse ahí, a mitad de camino, a observar eso que aún no conoce para inmiscuirse en los intersticios de algo que podría ser el extremo de un deseo nunca imaginado.
F entiende sus acciones desde un principio de incertidumbre basado en el fracaso. Un fracaso siempre posible. Una posibilidad siempre próxima. Una proximidad que percibe como un pulso débil o lejano, que sabe que está ahí porque ese indicio lo conduce hacia latitudes extremas que lo encienden.



No todo lo que brilla es oro, pronuncia una mujer derramada en un sofá del bar, mientras pulsa con su anular sobre una cereza ubicada en el centro de lo que parece haber sido una porción de torta.

La concepción de un algo siempre es un error si se parte de ello ignorando su contexto, extirpándolo sin consciencia, forzándonos a suponer lo que podría o debería ser.
En este sentido, es esa primera intención de la cual F pretende escapar escogiendo el camino más largo, sabiendo que la posibilidad de encontrar un mar es mayor y, que a su vez, se llega de igual manera a destino.

La verdad es una hipótesis, dice la mujer sentada frente a quien parece haber sido dueña de una porción de torta.

F pronuncia palabras sobre lo incesante de su búsqueda y las grandes ventajas del no encontrar, sonriendo con los ojos situados en la exactitud de un punto de fuga.
Creo estar ahora mismo frente a la idea que sujeta en ese rincón de su memoria, cuando todo se disuelve y se deforma, desplazándome otra vez hacia el lugar de la duda.

Deberíamos dejar de pensar tanto, susurra una de las dos.

Deberíamos, dice F

Javier Soria Vázquez






La muestra inauguró el Sábado 6 de Agosto de 2016 y se puede visitar hasta el
Sábado 3 de Septiembre


Piedras Espacio
Avenida Rivadavia 2625 piso 4
CABA
http://espaciopiedras.com
fb.me/piedrasespacio

compartir